Cápsulas ECO de Spirulina y Astaxantina

Cápsulas ECO de Spirulina y Astaxantina

Spirulina vulgaris

Selecciona las opciones disponibles

Unidad

Cantidad

1 + -

Precio

29,90

Presentación

Producto en polvo en cápsula vegetal

Envasado

Envase de polietileno de 200ml con tapa incorporada y cierre de seguridad, conteniendo 30 cápsulas de 350 mg.

Composición cuantitativa

Microalga Spirulina: 345 mg

Astaxantina: 5 mg

Cápsula:100 mg

Composición nutricional

Microalgas Spirulina y astaxantina: 350 mg

49,2 % proteínas - Aporte total de proteínas: 172 mg

Descripción

Producto encapsulado compuesto exclusivamente por Arthrospira platensis (Spirulina) en polvo, enriquecida con astaxantina procedente de la microalga Haematococcus pluvialis.

Aplicaciones

Spirulina es una microalga con un elevado contenido proteico, lo que ha llevado a la OMS a considerarla como el mejor alimento para el futuro.

Tiene un alto valor nutricional debido a que es una importante fuente de ácido linoleico (ácido graso omega 6), ácidos grasos palmítico y oleico, vitaminas (A, complejo B, E, biotina, ácido fólico, inositol), pigmentos naturales, aminoácidos esenciales y minerales. Es muy rica en hierro, mineral esencial para el organismo.

El uso de la Spirulina se remonta a los aztecas, que la recogían de lagos y la consumían como un superalimento.

 

La astaxantina es un carotenoide, perteneciente a la serie fitoquímica de los terpenos. Es un pigmento liposoluble coloreado, que a diferencia de algunos carotenoides, no se convierte a vitamina A (retinol) en el cuerpo humano. El exceso de vitamina A es tóxica para los humanos, pero la astaxantina no. Es un potente antioxidante comparable con la vitamina E que combate el estrés oxidativo y es muy beneficioso para la piel, vista, y la salud celular. Estudios en humanos han confirmado el papel que juega la astaxantina como antioxidante y anti inflamatorio potente.

La astaxantina es el carotenoide antioxidante más potente cuando se trata de captación de radicales libres: es 65 veces más potente que la vitamina C, 54 veces más potente que el beta-caroteno y 14 veces más potente que la vitamina E.

 

A nivel cosmético protege la piel de las radiaciones UV, ayudando a prevenir el envejecimiento.

Mejora la elasticidad, y reduce las arrugas dando mayor flexibilidad a la piel.

Modo de empleo

Tomar una cápsula al día coincidiendo con las principales comidas con medio vaso de agua.